Investiga la PME extorsión telefónica a una mujer y su hija

 

  • La dependencia pide no caer en este tipo de delitos

TAMUÍN.- Luego de cuatro días de encontrarse privadas de su libertad en un hotel del municipio de Tamuín, una mujer y su menor hija decidieron escapar y denunciar los hechos ante el agente del Ministerio Público, dándose cuenta que se trataba de un secuestro virtual.

Todo comenzó cuando los agentes de la Policía Ministerial del Estado (PME) iniciaron las investigaciones de una denuncia por la desaparición de dos personas del sexo femenino.

Al entrevistar a los familiares, éstos informaron  a los agentes que estaban recibiendo llamadas de los presuntos secuestradores, quienes les exigían cierta cantidad de dinero por dejarlas en libertad y no hacerles daño.

Cuatro días después  de que habían desaparecido,  las víctimas se presentaron ante las autoridades  y explicaron que luego de recibir llamadas telefónicas donde un hombre las amedrentó y les ordenó que fueran a un hotel,  permanecieran ahí todo este tiempo, hasta que  decidieron escapar y contar lo sucedido a sus familiares.

Los policías acudieron  al hotel donde estuvieron retenidas las víctimas y se entrevistaron con el dueño, quien informó que recibió una llamada donde un hombre realizó la reservación de una habitación para su esposa e hija, siendo las afectadas las que llegaron a hospedarse, pero nunca se imaginó que se trataba de un secuestro virtual.

El mismo sujeto le marcó  varias veces y le informó que  había tenido un problema en Estados Unidos y no alcanzaría a llegar con su “familia”, pero le pidió que les diera de comer y las atendieran correctamente, que después él pagaría todos los gastos.

Sin embargo al pasar los días y ya no tener noticias del presunto padre de familia, el hombre acudió a buscar a las mujeres para preguntarles lo que estaba sucediendo, pero ya no las encontró en la habitación que les había asignado.

La dependencia continuará las investigaciones, a fin de esclarecer los hechos y encontrar al o las personas involucradas en este ilícito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *